Quizás es por sus paisajes, repletos de viñedos bañados por el sol, o quizá porque el buen vino y el buen aceite son nuestra enseña; pero ya son muchos los que llaman a la Terra Alta «la Toscana catalana». En esta entrada del blog os queremos proponer cuatro rutas de senderismo para conocer la belleza natural y la riqueza cultural de nuestra comarca y disfrutar de esta tierra de vinos.

La ruta del vino o Paisatges del Vi

Primero, ideal para hacerla en coche, degustar y comprar los mejores vinos de la comarca, la ruta ‘Paisatges del Vi‘ circula por los viñedos de toda la Tierra Alta con unas vistas espectaculares del Massís dels Ports en el horizonte. Realizable en todos los momentos del año, la ruta permite hacer un circuito casi circular que puede iniciarse en Gandesa, donde está la sede del Consell Regulador de la DO Terra Alta y el edificio de la cooperativa agrícola modernista, obra de César Martinell.

Evidentemente, este itinerario tiene parada en Batea, el término municipal con la mayor superficie vitícola de la comarca, y en nuestra bodega, donde podrá degustar nuestros vinos y conocerlos de primera mano con nuestros enólogos (previa reserva).

El itinerario de la Vía Verde de la Terra Alta

En segundo lugar, una buena manera de conocer los espacios naturales de la Terra Alta es haciendo, a pie, en bici o en caballo, la Vía Verde. El itinerario comienza a treinta minutos en coche de Batea, en el municipio de Lledó d’Algars, en Aragón, y finaliza en El Pinell de Brai, cerca del Ebro. Así pues, con poco más de 23 kilómetros de longitud, el camino aprovecha una antigua infraestructura ferroviaria que incluye veinte túneles y cinco viaductos.

Recorre cañones, cavidades, bosques y campos, así como espacios del Parc Natural dels Ports, la Reserva de la Biosfera Terres de l’Ebre y de la Reserva Natural Parcial de Ribera de l’Algars. También permite visitar el Santuari de la Fontcalda (S. XVI), el convento de Sant Salvador de Horta, y la ermita de Sant Josep de Bot.

Un paseo cultural: L’Art al Ras

Seguidamente, L’Art al Ras (arte al aire libre) es una propuesta cultural que recoge unas setenta obras escultóricas distribuidas por caminos rurales y espacios naturales de los doce municipios de la Terra Alta. Incluye obras realizadas con técnicas y materiales diversos que se pueden encontrar en la comarca —por ejemplo madera, piedra, arcilla, hierro…— y configura un recorrido singular por nuestra tierra uniendo arte y paisaje.

Así, cerca del pueblo tenemos seis obras: cuatro en el camino de Batea a Caseres, y dos en el camino de la Pobla de Massaluca a Batea. Se trata de: ‘Visió’ de Philippe Ribas, ‘Força del vent’ de Mariano Andrés, ‘Viñedos de luna’ de Montse Martínez Solé y Mariano Andrés, ‘Vendimia’, del artista Manuel Andreu, ‘Vestigios’, instalación de hierro de Josep Mª Teixidó Camí, y, por último, de la escultura ‘Punts de vista’ de Toni Batllori, el mítico humorista gráfico de ‘La Vanguardia’.

Senderismo de la Batalla del Ebro: La Ruta per la Pau

Por último, la Ruta per la Pau es un itinerario circular para hacer senderismo que se adentra por los espacios de la Batalla del Ebro (1938). Este tiene un recorrido aproximado de 82 kilómetros y liga algunos de los principales puntos que tuvieron una significación especial durante la Guerra Civil en la Terra Alta, como son: Gandesa, Corbera d’Ebre, La Fatarella, Vilalba dels Arcs, Bot, Prat de comte y Pinell de Brai. Sin embargo, no está en la lista Batea, que durante la batalla quedó en la retaguardia y sirvió de espacio para evacuar a los heridos.

El itinerario incluye la visita al Centre d’estudis de la Batalla de l’Ebre que ha recuperado material documental, bélico y cultural de la Guerra Civil. Además, permite visitar diversos espacios que sirvieron de refugio y trinchera para los soldados. Por ejemplo, destacan espacios como el Coll del Moro, desde donde se dirigieron las operaciones militares, el espacio histórico del Barrancs, cerca de Vilalba dels Arcs, que conserva 200 metros de trinchera, o el memorial de las Camposines, lugar donde reposan los restos de los combatientes enterrados en el territorio.

Artículos recientes

Nuestra tierra
18 de agosto de 2021

Un paseo por la Toscana catalana: rutas de senderismo por la Terra Alta

Quizás es por sus paisajes, repletos de viñedos bañados por el sol, o quizá porque el buen vino y el buen aceite son nuestra enseña; pero ya son muchos los…
Nuestra tierra
3 de agosto de 2021

Tiempo de enoturismo, tiempo de Casa Piñol

Con la llegada del buen tiempo y —por qué no decirlo— con las restricciones cada vez más relajadas, el cuerpo pide descansar y disfrutar. ¿Y dónde mejor para hacerlo que…
Nuestra esencia
11 de junio de 2021

¡Nuestro fundador, Joan Piñol, cumple 104 años!

Joan Piñol, fundador de Celler Piñol en 1945, acaba de cumplir 104 años este pasado 3 de junio. Y lo ha hecho, como siempre, rodeado de su familia y con…
Nuestros vinos
8 de junio de 2021

Celler Piñol gana una medalla de Oro en el concurso Garnachas del Mundo

El concurso Garnachas del Mundo ha premiado L’Ànima de l’Avi Arrufí (Blanco, 2019) con una medalla de Oro en la edición de este 2021. No es la primera vez que…

Leave a Reply